Ruta 58: vecinos de Canning esperaron 3 años y medio el inicio de las obras

Compartir

La obra de ampliación de la ruta 58 parece que comienza lentamente a retomar tras una demorada por más de tres años, 1255 días para ser exactos. Los vecinos de la zona de Canning se encuentran a la espera de que los avances en la construcción, que se retomó a fin de enero, se vean tras años de promesas incumplidas.

La obra abarca un tramo de 4,3 kilómetros que va desde Lacarra hasta la Ruta 52 que es una zona de countries y barrios privados e incluye, segunda calzada, banquinas y desagües.

Los trabajos se centran en dos puntos: la intersección con la 52 y la rotonda de Dupuy, donde está el acceso a varios complejos y colegios. Las obras costarán unos $71.000.000 y fue reactivada por estos días, tras una demora que parecía no tener fin.

El parate de las obras presentaba un verdadero peligro vial que generaba accidentes, muertes e inseguridad.

Hace tan solo unos meses el intendente de Esteban Echeverría, Fernando Gray, presentó una carta a la Dirección de Vialidad de la Provincia de Buenos Aires para pedir a la provincia que “retome los trabajos de construcción que quedaron paralizados”.

En la carta, Gray explicaba que los “vecinos esperan hace años la culminación de los trabajos anunciados, la falta de obras incrementa el riesgo de accidentes de tránsito.”

La ruta, desde su bajada de la Autopista Cañuelas o la Ruta 205, es una arteria clave de 13 kilómetros, utilizada por más de 11.000 vehículos a diario y que permite el ingreso de los vecinos a los countries que se encuentran en dicho camino.

Los vecinos de la zona, que continúan armándose de paciencia tras años de promesas incumplidas, esperan que esta vez si se logren terminar las obras y poder finalmente circular de manera segura.

Sea el primero en comentar en "Ruta 58: vecinos de Canning esperaron 3 años y medio el inicio de las obras"

Deje su Comentario

Your email address will not be published.


*