Se profundiza la crisis en Ecuador

Compartir

Lenín Moreno tuvo que mudar el gobierno a Guayaquil y grupos indígenas tomaron el Parlamento­. Las protestas contra el ajuste acordado con el FMI se cobró la segunda víctima fatal.

El Ejecutivo culpa al ex presidente Rafael Correa de motorizar un golpe de Estado. Argentina y otros países de la región apoyan el orden democrático.­

Quito (ANSA, EFE y AP) – Al menos dos muertos en las protestas que llevan casi una semana en Ecuador y obligaron al gobierno a mudarse de urgencia a Guayaquil; indígenas que coparon brevemente el Parlamento en Quito exigiendo la renuncia del presidente Lenín Moreno -fueron desalojados violentamente por las fuerzas de seguridad-; enfrentamientos entre manifestantes y policías en los alrededores del Congreso y cerca del casco colonial, donde se erige la sede del Ejecutivo; comerciantes de diversos barrios marchando armados de palos y fierros como acción disuasiva ante grupos de saqueadores; aborígenes que tomaron dos plantas de tratamiento de agua de la ciudad andina de Ambato, lo que pone en riesgo el normal abastecimiento para la zona urbana y rural; desabastecimiento de combustibles en 6 provincias; 570 detenidos; falta de transporte público; y actividades educativas suspendidas en todos los niveles en la región andina. Esas son solo algunas de las alarmantes postales que dejó un martes calientes.­

La nueva víctima fatal -la anterior se produjo el domingo-, fue identificada como Marco Oto, de 26 años, quien falleció en el hospital donde permanecía internado desde el lunes tras caerse de un puente en medio de refriegas.­

­

Sé el primero en comentar en «Se profundiza la crisis en Ecuador»

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*