Ir al contenido

Identificar y abordar las ‘necesidades reales’ para recuperarse de COVID-19, insta un experto en derechos de la ONU |



“Una de las principales razones por las cuales la implementación de los ODS [Sustainable Development Goals] continúa a la zaga: las políticas y los programas no logran identificar y abordar las necesidades reales de las personas ”, dijo Saad Alfarargi, Relator Especial sobre el derecho al desarrollo, en el segundo día del Foro Político de Alto Nivel sobre Desarrollo Sostenible (HLPF).

“Si los esfuerzos para lograr los objetivos no se basan en estas necesidades, no pueden tener éxito”, explicó.

‘Marginado, sin poder y excluido’

El experto en derechos de las Naciones Unidas sostuvo que las personas negadas durante los esfuerzos de desarrollo pasados ​​permanecen “marginados, sin poder y excluidos”, incluidas muchas mujeres, minorías raciales, religiosas y étnicas, y aquellas empobrecidas y desplazadas.

“A menos que abordemos las desigualdades, la exclusión y la discriminación arraigada que enfrentan estas comunidades, el desarrollo duradero e inclusivo para todos seguirá siendo difícil”, subrayó.

El derecho al desarrollo da derecho a todo ser humano y a todos los pueblos a participar, contribuir y disfrutar del desarrollo económico, social, cultural y político.

Asegurar una participación significativa significa colocarlos en el centro de la toma de decisiones que afectan su propio desarrollo.

Eliminar barreras

Para lograr resultados sostenibles, el desarrollo debe ser un proceso holístico que involucre a todos los que tienen una participación, desde los Estados, hasta las organizaciones internacionales y la sociedad civil, hasta las poblaciones marginadas.

El Sr. Alfarargi dijo a los participantes que las personas que deberían beneficiarse más deben establecer prioridades, y dijo que “las comunidades deben establecer agendas, presupuestos y procesos de desarrollo”.

“Por lo tanto, es esencial eliminar las barreras visibles e invisibles que obstaculizan la participación comunitaria, como la falta de identidad legal, el alto costo financiero o las restricciones sociales, para garantizar que toda la sociedad se beneficie del desarrollo”, afirmó.

Más noticias en la Web  Meghan Markle no tenía ninguna intención de vivir en su cabaña restaurada de $ 3 millones

Esto significa que los Estados necesitan “instituir y presupuestar procesos de planificación y mecanismos de monitoreo que permitan a todos participar”, incluida la sociedad civil, agregó el Relator Especial.

Avanzando

Los negocios como siempre no van a dar resultados: “En las últimas décadas, el crecimiento económico ha sido acompañado por niveles crecientes o persistentemente altos de desigualdad dentro de los países y un llamado a una reconfiguración fundamental en la formulación de políticas económicas”, señaló Alfarargi.

La crisis actual brinda una oportunidad a los involucrados en el desarrollo para “analizar detenidamente” las formas en que identifican a los que quedan atrás, “incluidos sus esfuerzos para mitigar el daño infligido por la pandemia”, el experto de la ONU (NO PUEDE LLAMARLO Un enviado, él es un experto) continuó.

Los esfuerzos también deben resonar con las necesidades reales y reales de las partes más marginadas de la sociedad.

Nuevas medidas

El Relator Especial informó a la reunión que sus informes al Consejo de Derechos Humanos (CDH) y a la Asamblea General de la ONU de este año están dedicados al financiamiento del desarrollo.

“Estoy emitiendo una serie de recomendaciones a todas las partes interesadas sobre la movilización de recursos, las políticas fiscales y garantizar una participación significativa en el financiamiento del desarrollo”, concluyó con una oferta para discutir más a fondo.

Información de contexto

Bajo los auspicios del Consejo Económico y Social, el HLPF sobre desarrollo sostenible se extenderá hasta el 16 de julio. En el contexto de la pandemia de COVID-19, su objetivo es impulsar la solidaridad internacional para responder a las crisis económicas, relanzar el crecimiento, compartir los beneficios económicos y abordar los desafíos financieros de los países en desarrollo.

Más noticias en la Web  El rey saudita Salman, de 84 años, ingresó en el hospital

El CDH nombra a los relatores especiales para examinar e informar sobre un tema específico de derechos humanos o la situación de un país. Los puestos son honorarios y los expertos no son personal de la ONU, ni se les paga por su trabajo.



Fuente de la Noticia